Del «giro a la derecha» a la heterogeneidad latinoamericana

En 2017, cuando empezó el actual ciclo electoral latinoamericano, no se hablaba de otra cosa: la región había iniciado en 2015 un «giro a la derecha» que se debería confirmar entre 2017 y 2019. Sin embargo, a falta de tres elecciones presidenciales (Bolivia, Uruguay y Argentina) en el tramo final de este año, todo indica que en las citas  ante las urnas en estos dos últimos años confirman que América Latina hay más de heterogeneidad que de giro a la derecha.